Columna de Opinión: ¿Efecto Venecia en la RM?

Por: Diego Riveaux Marcet/ Seremi del Medio Ambiente RM 

Estas semanas se han reportado en varias ciudades del mundo situaciones vinculadas a un mejoramiento del medio ambiente y la disminución de contaminantes en los recursos naturales a propósito de las cuarentenas obligadas por el Covid 19 en el planeta. Cielos limpios en algunas capitales europeas y en la ciudad de Wuhan, China, el epicentro de la pandemia de Coronavirus, la migración de animales salvajes hacia las ciudades y aguas limpias en los ríos. En ese sentido lo más llamativo ha sido sin duda la limpieza del agua del Río dei Ferali que muestra los canales de la ciudad de Venecia claros y con peces nadando. Y en la Región Metropolitana tuvimos un lindo Puma paseando por Providencia y Ñuñoa esta semana.

Entonces cabe preguntarse ¿tendremos un Efecto Venecia en la calidad del aire de la Región Metropolitana durante este invierno?.

Sin duda la reducción en la circulación de vehículos y de las producciones industriales han provocado en nuestra capital estas últimas semanas una baja significativa del Dióxido de Nitrógeno (Nox) –donde una parte se transforma en la atmósfera en Material Particulado Fino (MP 2,5)- pero, ¿se puede extrapolar si estas consecuencias serán a largo plazo considerando que existen otras partículas contaminantes que perduran más tiempo en el aire?. ¿Se puede preveer una baja significativa de MP2,5 y con ello menos Alertas y Preemergencias en la RM durante este invierno?

Es posible, pero no hay que sacar deducciones apresuradas porque durante marzo y abril en la cuenca de Santiago se mantienen condiciones de ventilación favorables, lo que impide aún sacar conclusiones absolutas, y a su vez, en la RM el mayor contaminante atmosférico en invierno es el uso de leña para calefacción domiciliaria. Frente a esta realidad, como autoridad ambiental de la RM, prevemos que si el confinamiento de las familias en sus casas por la cuarentena del Covid 19 continúa en invierno, esto significará un aumento en el uso de la leña durante los días de semana en los lugares de la región donde aún se puede usar esta forma de calefacción (Provincias de Talagante, Melipilla, Cordillera, Maipo y Chacabuco).

Además, y aunque el uso de la leña se encuentra totalmente prohibido en la Provincia de Santiago y las comunas de San Bernardo y Puente Alto, sabemos -por las fiscalizaciones realizadas el año pasado- que son muchos los habitantes de esta zona que siguen usándola, por lo que doblaremos nuestros esfuerzos en fiscalizarlas durante este invierno.

Por lo tanto, si queremos mantener una buena calidad del aire en nuestra región, solo podemos apelar a sus habitantes a cumplir con las medidas de la Gestión de Episodios Críticos (GEC), entre las que figura el uso de calefacción domiciliaria más sustentable como la eléctrica, a gas o parafina. Y nosotros, como autoridad, a comprometernos con la fiscalización de estas medidas y a cumplir el Acuerdo de París –cuya aplicación comienza formalmente este año- reduciendo en la RM y Chile los Gases de Efecto Invernadero (GEI), entre los que se encuentran los óxidos de nitrógeno. Para esto último como Ministerio del Medio Ambiente, hemos trabajado durante estos meses en la actualización de nuestro Plan de Reducción (NDC) de GEI, el que está actualmente siendo revisado por el Consejo de Ministros para la Sustentabilidad.

 

 

Publicado en Noticias Destacadas.